secuestrados

¿Dónde vamos a poner el énfasis?

La pri­me­ra reac­ción públi­ca de Fer­nan­do Belaun­za­rán (dipu­tado del PRD) lue­go de ente­rar­se del secues­tro de los jóve­nes aspi­ran­tes a maes­tros fue de júbi­lo pues sin­tió que cam­bia­ba la ali­nea­ción elec­to­ral; empla­zó a López Obra­dor a apo­yar­los en coa­li­ción y seña­ló que de no hacer­lo esta­ría jugan­do a favor del PRI. Una ilus­tra­ción ape­nas de lo que sig­ni­fi­ca mirar las cosas con ojos elec­to­ra­les sola­men­te: se per­ci­be la ‘opor­tu­ni­dad’ y la coyun­tu­ra antes que el dolor de las fami­lias que sólo han vivi­do zozo­bra des­de el secues­tro de sus hijos.

Des­de aquél día han habi­do cien­tos de mani­fes­ta­cio­nes en todo el mun­do por el secues­tro y pro­ba­ble ase­si­na­to de esos jóve­nes; por­que sus ros­tros y ausen­cia le dan ros­tro a todos aque­llos que han sido sepul­ta­dos a des­ta­jo en medio de la noche, en lo alto de la sie­rra o el desier­to.

Yo, Amanda Mijangos, quiero saber dónde está Jorge Luis González Parra
Yo, Aman­da Mijan­gos, quie­ro saber dón­de está Jor­ge Luis Gon­zá­lez Parra (http://ilustradoresconayotzinapa.tumblr.com/)

¿Dón­de vamos a poner el énfa­sis? ¿Hacia dón­de apun­ta nues­tra rabia? ¿De ver­dad nues­tro papel como socie­dad se redu­ce a reac­cio­nar al son y tema de quie­nes lucran con la muer­te?